No apto para personas con vértigo, este espectacular video grabado con un dron FPV es como caer en primera persona por la reina de las cataratas.